miércoles, 18 de diciembre de 2019

Serie de relatos "Obras de la pintura". RUPTURA


Retrato de un artista. (Piscina con dos figuras), de David Hockney

RUPTURA


"Ahí estás, como siempre, espectador infeliz, sin moverte del lugar que juzgas seguro, más o menos cómodo, sin atreverte a la desnudez, sin arriesgarte al impacto del frío momentáneo en tu piel. Resultas patético, rodeado de tanta belleza y ajeno a ella. Cabizbajo, porque así te tiene tu miedo de lanzarte al agua en la que nunca aprenderás a nadar. Sé que me observas con envidia. 


Si te atrevieras, descubrirías muchas cosas sobre ti. Y también sobre mí. Sabrías qué somos en realidad, porque no lo sabes. Yo tampoco del todo, pero encuentro claves en la inmersión que en la superficie son invisibles. Esa es nuestra distancia: yo a veces estoy fuera mirando el agua, y a veces me sumerjo en ella; mientras que tú te quedas en el borde, estático, bello y perfecto en apariencia, juzgando mi desnudez entre los reflejos cambiantes que me abrazan en el misterio, y me hacen uno con él.  

Pronto quedarás tan vacío que ni tu belleza sobrevivirá a la maldición de la nada. Y nada quedará que sostenga tu elegante pose. Y aun entonces permanecerás inerte, cerrado el corazón, y acristalado. Prisionero de tu miedo a comunicarte, a que te descubran y a descubrirte tú. Seguirás ahí, receloso de todo, vaciándote estérilmente. Si fueras Dorian Gray tu retrato no se transfiguraría en una calavera horrenda, tan solo se iría diluyendo, desdibujando, hasta desaparecer mezclado con el fondo brumoso. 

Por eso voy a dejarte. Estoy cansado de nadar solo". 


Cuadro: Retrato de un artista. (Paisaje con dos figuras), de David Hockney

Mariaje López©Tu escritora personal por Mariaje López se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial.


No hay comentarios:

Publicar un comentario